Queman camión de la SSyPC e intentan linchar a policía que mató a tortillero

Tuxtla Gutiérrez, Chiapas (Agencia Vórtice MX).- Un camión de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSyPC) fue incendiado y un policía estuvo apunto de ser linchado luego de que atropellara a un tortillero, quien más tarde perdió la vida, sobre la carretera Tuxtla- Chiapa de Corzo, la tarde de este viernes.
De acuerdo con información recopilada en el lugar de los hechos, alrededor de las 19:35 horas el policía estatal preventivo Fernando Mostes Hernández, conducía presuntametne a exceso de velocidad, un camión de la SSyPC con número 50924 y placas 02-135 con rumbo a Benito Juárez, del municipio de La Concordia a entregar postura.
De pronto, a la altura de la gasolinera Cancino, Mostes Hernández embistó al motorrepartidor Antonio González Gómez, de 22 años, quien iba a bordo de una Yamaha con placas  N78LC. Del impacto, el tortillero quedó inconsciente sobre la carretera hasta donde minutos después acudieron paramédicos de Protección Civil (PC) municipal para brindarle los primeros auxilios.
Debido a sus heridas, González Gómez fue trasladado de urgencia al Hospital General Regional “Rafael Pascacio Gamboa” en donde minutos después de ingresar perdió la vida a consecuencia de las heridas.
La noticia llegó a oidos de sus compañeros, quienes llegaron al lugar del accidente al enterarse del accidente, y de inmediato comenzaron a arrojar piedras contra la unidad hasta que obligaron descender al chofer; al ver la turba enardecida, éste intentó huir pero fue alcanzado metros adelante en donde comenzaron a patearlo y pretendía linchar.
En ese momento, un grupo de policías de Fuerza Ciudadana también perteneciente a la SSyPC corrieron para apoyar a su compañero y abrieron fuego contra el grupo de tortilleros para dispersarlos pero por fortuna ninguno resultó herido; una de las balas quedó incrustada en la pared de la gasolinera.
En seguida, el policía responsable del accidente, fue ingresado a una patrulla de la Policía Federal para trasladarlo a la Fiscalía del Ministerio Público pero ésta fue perseguida por los motorrepartidores para asegurarse que detendrían al oficial; sin embargo, al menos cinco fueron golpeados y subidos a unas camionetas de la Policía Estatal Preventiva (PEP).
Mientras tanto, otro grupo que quedó en el lugar del percance comenzó a incendiar el camión de la PEP en protesta a la muerte del motociclista y “a la injusticia de las autoridades, que no conformes con el asesinato también detuvieron a nuestros compañeros”, denunciaron.
A los pocos minutos, un grupo de antimotines de la misma corporación fue enviado para dispersar a los inconformes, quienes no tuvieron otra que retirarse del lugar; por lo que en seguida, un equipo de bomberos controló el fuego cerca de una hora y media después de que ocurrieron los hechos.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *